Al igual que la ruleta, el blackjack es un juego de casino tradicional que ha resistido la prueba del tiempo. El juego de casino que enfrenta a los jugadores contra la casa más jugado en el mundo, este simple juego de cartas implica que los jugadores se enfrenten directamente al croupier con la esperanza de derrotarlo cada vez que se reparte una mano tanto en el casino presencial como en el casino online.

Muchos de los que juegan por ocio al blackjack caen en la trampa de perder contra el croupier en manos en las que deberían realmente ganar. Esto se debe en gran parte a la toma de decisiones erróneas en la mesa, más que a la mala suerte. En la mesa de blackjack, hay solo unas pocas opciones de juego, pero es esencial saber qué opción elegir en cada ocasión para aumentar al máximo tus posibilidades de ganar a lo grande.

¿CUÁLES SON LAS OPCIONES EN LA MESA DE BLACKJACK?

En la mesa de blackjack online, como en otros juegos de mesa,  tienes que elegir entre dos opciones principales, a no ser que te repartan 21 en tus dos primeras cartas. En este escenario, el casino contra el que juegas te pagará automáticamente 3 a 2. Si juegas al blackjack con regularidad, esto puede suceder varias veces, ya que es frecuente conseguir un as acompañado de una figura o un 10. Sin embargo, si no te han repartido inmediatamente una mano de blackjack de 21, tienes la opción de "pedir" o "plantarte".

OPCIÓN 1: PEDIR

Pedir supone solicitar otra carta, algo que puede bien mejorar tu mano (para acercarte a 21) o bien hacer que te "pases" (te pases de 21). Por ejemplo, si tienes un total de 13 y decides pedir, entonces una carta de 8 o menos te acercará a 21. Una carta con un valor de 9 o más hará que te pases del límite de 21 y el croupier ganará independientemente de cuáles sean sus cartas.

En cada mano de la mesa de blackjack puedes pedir más de una vez. No hay límite para el número de cartas puedes tener, y además un as puede valer 1 u 11 dependiendo de la mano que tengas.

OPCIÓN 1: PLANTARSE

“Plantarse” supone hacer lo contrario de pedir y significa quedarte con la mano que tengas, sin añadir más cartas. Puedes optar por hacer esto inmediatamente después de haber recibido tu mano inicial. Como alternativa, puedes pedir para recibir otra carta y luego plantarte esperando que tu total sea mayor que el del croupier.

OTRAS OPCIONES:

Los jugadores de black jack tienen otras opciones a su disposición, dependiendo de la mano que tengan. En primer lugar, a menudo está la opción de "doblar". Esta opción supone duplicar la apuesta y recibir una carta más, después de lo cual te verás obligado a plantarte.

A menudo puede resultar tentador elegir la opción de doblar, aunque hay que señalar que al tomar esta decisión arriesgas el doble de tu apuesta original y sólo te dan una carta extra. Puede que esta carta extra no haga que tu mano gane, y la decisión de doblar debe tomarse teniendo en cuenta la carta visible del croupier.

En segundo lugar, a veces tienes la opción de "pidir". Esta opción supone también doblar la apuesta original. Sin embargo, en lugar de doblar con una carta más, el jugador juega dos manos separadas contra el croupier. Solo es posible pidir cuando se tienen dos cartas idénticas, como por ejemplo dos nueves o dos cincos. Si decides pidir tu mano, juegas primero una de ellas y después la otra. Al final, ganarás con las dos manos, perderás con las dos o ganarás con una mano y en la práctica recuperarás tu dinero.


blackjack 888

¿CUÁNDO TENGO QUE PEDIR EN LA MESA DE BLACKJACK?

Los jugadores de blackjack online tendrían que pedir cuando es probable que su mano mejore con una carta más, pero a la vez teniendo en cuenta la carta visible del croupier. Ten en cuenta que el hecho de pedir siempre puede tener como resultado que tu mano se pase, aunque a veces las probabilidades dicen que es mejor pedir que plantarse.

• Digamos que tienes una mano de 15 y el croupier tiene 9. Es aconsejable pedir con 15 puntos, a pesar de que una carta con un valor de 7 o más en la práctica haría que te pasaras y perdieras tu dinero. La razón por la que hay que pedir, es que la carta inicial de 9 que tiene el croupier es una buena carta y es probable que consiga una mano por un valor superior a 15.

• Sin embargo, si tienes una mano de 15 y el croupier tiene 4, no sería aconsejable pedir en esta situación, aunque pueda parecer que 15 es una puntuación modesta. Es posible ganar con una mano de 15, pero definitivamente perderás si tienes 22 o más. Si el croupier tiene una carta inicial de 4, tendrá que pedir por lo menos dos cartas más y corre el riesgo de pasarse.

• También vale la pena recordar que el croupier está obligado a pedir cuando tiene una mano de 16 o de un valor inferior. Sin importar el valor de tu mano, el croupier saca automáticamente una carta tras otra hasta que llega a un total de 17 o se pasa.

• La decisión de pedir otra carta casi siempre depende de lo que tengáis el croupier y tú. Sin embargo, a menudo es mejor pedir cuando el croupier tiene un 7, 8, 9, 10 o un as, independientemente de la mano que tú tengas.

¿CUÁNDO DEBERÍA PLANTARME EN LA MESA DE BLACKJACK?

Cuando se juega al blackjack online, la primera regla para pedir es nunca pedir una carta cuando tienes 17 o más. No importa si el repartidor tiene un 10 o un as, nunca deberías pedir con 17, 18, 19 o 20. Las probabilidades de conseguir una mejor mano frente a las probabilidades de que te pases están muy en tu contra.

Cuando tienes una mano de 16, sin embargo, la situación es diferente. Esto se debe en parte al hecho de que un croupier con una mano de 16 tiene que sacar otra carta, aunque no es necesario que tú lo hagas. De hecho, puedes ganar una mano de blackjack con una puntuación total tan baja como 12 puntos (si tienes 11 o menos, es una decisión obvia que siempre tienes que pedir otra carta, ya que es imposible que te pases).

Digamos que tienes 16. En primer lugar, comprueba qué es lo que tiene el croupier. Si la carta del croupier es un 2, un 3, un 4, un 5, o un 6, entonces tienes que plantarte. Si la carta del croupier es distinta, deberías pedir, ya que el croupier no tendrá que pedir cuando tenga 17 o más (lo que supera tus 16). También es más fácil que consigan una buena mano con una carta inicial de 7 o más.

Lo mismo sucede si tienes una mano de 13, 14 o 15. Deberías plantarte si el croupier tiene un 2, un 3, un 4, un 5, o un 6. Si el distribuidor se pasa, tú sigues ganando, sin que en la práctica importe el valor de tu mano. El blackjack es un juego en el que a veces merece la pena ser valiente y conservador, y quedarse con una puntuación total baja. Si te plantas con 13 o 14 en el momento adecuado, ganarás más que si pides otra carta.

Si tienes 12, deberías plantarte cuando el croupier tiene un 4, un 5 o un 6. Si tienes un as y un 8, o un as y un 9, entonces también deberías plantarte ya que estas manos suman 19 y 20 respectivamente. Además, siempre tienes que plantarte con una pareja de dieces. Puedes tener la tentación de pidir esta mano, pero siempre es probable que una puntuación total de 20 gane al croupier.


blackjack online 888

CUÁNDO PIDIR Y CUÁNDO DOBLAR

Si no pides cuando tienes 10 y 10, ¿cuándo se pide? Fácil: cuando tiene sentido matemático pidir tu mano y arriesgar el doble de tu apuesta para esa ronda. pidir significa jugar dos manos contra la mano del croupier, y necesitas que las probabilidades estén a tu favor.

Un par de ases es una buena mano para pidir, sin importar lo que tenga el croupier. Para hacer blackjack, basta con que uno de esos ases esté acompañado de un 10, lo que tendría como resultado un beneficio garantizado en esa ronda.

Lo mismo sucede cuando tienes dos ochos. Esto pasa porque ambos solo suman 16 y pueden formar mejores manos si se piden. En el caso de dos nueves, deberías pidir a menos que el croupier tenga un 7, un 10 o un as. En ese caso, deberías plantarte con 18. Recuerda que el croupier tiene que plantarse con 17.

Si descubres que tienes una pareja de sietes, deberías pidir si el distribuidor tiene 7 o menos. Lo mismo sucede si tienes dos seises (si el croupier tiene 6 o menos). Muchos de estos movimientos de blackjack tienen sentido en teoría, pero recuerda siempre que solo deberías pidir cuando tenga sentido ir a dos manos contra el croupier.

La estrategia de doblar sigue un patrón similar, y no es adecuada para los pusilánimes. Recuerda que solo puedes coger una carta adicional para hacer tu mano, y que solo porque sea la decisión adecuada, eso no hará que consigas la mano ideal.

Solo hay unas pocas manos en las que es buena idea doblar. Si tienes 11, debes doblar a menos que el crupier tenga un as. En este caso, deberías simplemente pedir, ya que hay una posibilidad de que el distribuidor consiga blackjack.

La misma regla se aplica si tienes una mano de 10. Este es una buena ocasión para doblar, a menos que el distribuidor tenga un 10 un as. En esos casos, es mejor solo pedir y esperar vencer al croupier con una sola mano.

Articulos Relacionados
Jugar al Blackjack gratis y en español

Blackjack Online

Tabla de Blackjack

Ganar al Blackjack

Tapetes de Blackjack

En la mesa de black jack

Trucos del blackjack

Trucos y Trampas

El valor de las cartas de blackjack

Reglas del Blackjack

Cómo ganar al Blackjack con 10 métodos legales

Cómo ganar al Blackjack con 10 métodos legales

Conteo de cartas: no solo para Blackjack

Conteo de cartas: no solo para Blackjack

¿Cómo jugar un Soft 17 (17 suave) en el Blackjack?

¿Cómo jugar un Soft 17 (17 suave) en el Blackjack?

El futuro del edge sorting

El futuro del edge sorting

Edge Sorting: la carta más segura

Edge Sorting: la carta más segura